Conoce más la PAI y nuestros objetivos

1. ¿Qué es la PAI?

La Plataforma de Accionistas del Igualatorio (PAI) busca defender los intereses de TODOS los accionistas del IMQ, tanto de aquellos que, tras años de trabajo, quieran vender sus acciones a su valor de mercado, como de aquellos otros que quieran seguir siendo propietarios y socios del IMQ, pero en todo caso dentro de un marco más flexible y beneficioso para todos.

2. ¿Quién la promueve?

Un grupo de más de 250 médicos, accionistas individuales del IMQ, que consideran que es el momento de unir fuerzas para mejorar la compañía tanto para los accionistas (pudiendo disponer de un marco flexible para la venta de las acciones), médicos, profesionales, trabajadores y pacientes del IMQ.

3. ¿Cómo son sus órganos de Gobierno?

La PAI no tiene ningún órgano de Gobierno. Todas las decisiones se adoptan en las Asambleas en la que participan todos los asociados a la PAI.

4. ¿Qué objetivos tiene?

La Plataforma de Accionistas del Igualatorio (PAI) busca defender los intereses de TODOS los accionistas y, por ello, sus objetivos son permitir a los socios del IMQ obtener, si así lo desea, el valor real de sus acciones, poner en valor la Compañía, mantener el Montepío con el mismo apoyo económico que recibe actualmente, garantizar el arraigo de la entidad en el País Vasco y asegurar un proyecto de futuro para IMQ, sus médicos y empleados en un mercado y sector cada vez más global y competitivo.

Además, es fundamental defender el patrimonio de los accionistas del IMQ que actualmente tienen totalmente limitado su derecho de venta o compra de acciones y, además, en caso de poder hacerlo, el Consejo de Administración fija un precio de compra conocido como valor razonable, que es muy inferior a lo que lo expertos señalan podría ofrecerse en el mercado.

5. ¿Cómo puedo adherirme?

Puedes contactar con la PAI a escribiendo a nuestro email de contacto, llamando al 676 450 372 o a través de la web en el siguiente enlace.

6. ¿Qué beneficios tiene pertenecer a la PAI?

Con la unión de todos los accionistas, conseguimos tener una voz relevante y única para cambiar las cosas en el IMQ en beneficio de TODOS. El IMQ es de todos sus accionistas y tienen que ser sus accionistas, unidos, los que tomen las medidas adecuadas para el futuro.

7. ¿Cuántos socios forman parte de la PAI en la actualidad? ¿Y cuál es su objetivo a alcanzar?

En la actualidad, somos más de 250 accionistas y el objetivo es lograr el mayor número de sindicados posibles sabiendo que la unión de todos hace la fuerza para lograr realizar los cambios necesarios a día de hoy en el IMQ.

8. ¿La PAI defiende los derechos de todos los accionistas? ¿incluso los que no quieren vender?

La PAI defiende los derechos de TODOS los accionistas. Tanto de los que quieran vender como los que prefieran continuar en el accionariado. Lo que se pretende es que cada accionista tenga el derecho, la posibilidad, que no la obligación, de disponer de sus acciones como considere oportuno. En definitiva, queremos poder vender, si así lo decidimos, cuando nosotros queramos y al precio que realmente valen nuestras acciones, y no, como sucede ahora, al precio que el Consejo de Administración decida, que es muy inferior a su valor real.

9. ¿Cómo defiende la PAI a los médicos? ¿O sólo le interesa los médicos-accionistas?

La PAI está formada por médicos y somos los médicos los primeros que sabemos qué tipo de necesidades tenemos, cuáles son las mejores soluciones y por dónde debe pasar el futuro modelo del IMQ. Defendemos a todos. No sólo a los médicos-accionistas sino también al resto de médicos, profesionales y pacientes. Una de nuestras reivindicaciones para cualquier tipo de venta u operación es el mantenimiento de los puestos de trabajo y del buen servicio actual a los asociados.

10. ¿Qué puntos del día llevarán a la Junta de Accionistas cuando se celebré? ¿Esperan que sea este año?

Confiamos en que sea este año, y lo antes posible. Nuestra petición, que además ha sido avalada por otros colectivos de accionistas distintos a la PAI, es que se sometan a votación en la Junta General los siguientes puntos del Orden del Día:

  • El cese de los siguientes consejeros: D. Pedro Ensunza Lamikiz, D. José Antonio Vicandi Madariaga, D. José María Castaños del Molino, D. Alfonso Gil Ibarra y D. Enrique Rodríguez Pardo.
  • El nombramiento de cinco nuevos consejeros, D. Jon Ander Bilbao Larrabeiti, D. Ander Astobieta Odriozola, D. María Cruz Lachen Gambra, D. José Sainz Arregui y D. Jesús Miguel Longa Peña, así como el nombramiento de un consejero suplente, D. Guillermo López Vivanco.
  • Por último, se incluye un punto en el orden del día tendente a limitar la venta o disposición de los activos del grupo IMQ con la finalidad de proteger el patrimonio de dicho grupo y evitar cualquier tipo de operación de venta que no sea previamente validada por sus verdaderos dueños, esto es, los accionistas, y que pueda suponer un perjuicio para los intereses repetimos de TODOS.
11. Si no se pudiera celebrar de forma presencial, habría que hacer de forma virtual, ¿cómo afectaría esta circunstancia a sus intereses?

Lo importante es lograr que la composición del Consejo del IMQ cambie por el bien de todos los accionistas. Por ello, sea presencial o telemática, estamos convencidos que la Junta aprobará por mayoría nuestras peticiones. Para ello, pedimos el apoyo de todos los accionistas que quieran sumarse y abrir una nueva etapa en el IMQ.

12. En el caso de que no salieran adelante sus reivindicaciones en la próxima Junta de Accionistas, ¿Seguirán adelante o tirarán la toalla?

Nuestros objetivos son firmes y somos conscientes de que no es un camino fácil. Por ello, no cejaremos en el esfuerzo de lograr que las cosas cambien en el IMQ y tengamos un marco más flexible y beneficioso para todos los accionistas, los verdaderos dueños del IMQ.

13. ¿Es verdad que lo único que le interesa a la PAI es vender a cualquier precio?

En ningún caso. Nuestro objetivo es defender los intereses de TODOS los accionistas y, para aquellos que quieran vender llegado el momento, hacerlo con el mayor precio posible. Insistimos nuestra intención primera no es vender, si no abrir la posibilidad de que cualquier accionista pueda vender libremente sus acciones y disponer de su patrimonio, una circunstancia que a día de hoy está totalmente limitada.

14. ¿Han podido entablar conversaciones con los que toman ahora las decisiones? ¿Por qué?

La PAI siempre se ha puesto a disposición del Consejo de Administración del IMQ para dialogar, negociar y ayudar a avanzar en un modelo que satisfaga a TODOS los accionistas.

Hasta el momento, con el anterior Presidente no fue posible. Confiamos que con la actual Presidenta, Dª. Beatriz Astigarraga Aguirre, podamos dialogar y llegar a vías de entendimiento por el bien del IMQ y de todos los que formamos parte del IMQ.

15. ¿Se mantendrán los servicios actuales para los pacientes tal y como están?

Entre los objetivos de la PAI no sólo estar mantener el actual modelo asistencial sino reforzarlo, adecuándolo al momento actual y a las nuevas necesidades de los pacientes. Bajo nuestras premisas no pasa otra cosa que no sea la mejora de la situación actual.

16. ¿Va a defender la PAI que el IMQ siga con su actual modelo? ¿Cómo puede asegurarlo?

Creemos firmemente en el actual modelo asistencial y lo defenderemos y reforzaremos.

Si finalmente hay un comprador para las acciones, entre las líneas que pondremos en el acuerdo, de manera inequívoca, estará la de preservarlo. Si no, no se firmará y no apoyaremos ninguna operación o decisión que no incluya este sentido.

17. ¿El IMQ seguirá siendo de Euskadi? ¿Mantendrá su sede social? ¿Es requisito indispensable para la PAI?

Es condición inexcusable y, si no se asegura, no se llegará a ningún acuerdo. El IMQ es y seguirá siendo de Euskadi.

18. Si salen adelante sus reclamaciones y cambian el actual Consejo, ¿Cuál sería su propuesta de personas que lo conformaran?

Hemos propuesto a accionistas de una alta categoría y cualificación que, además, son de diferentes colectivos de accionistas no solo de la PAI. Son Jon Ander Bilbao Larrabeiti, Ander Astobieta Odriozola, María Cruz Lachen Gambra, José Sainz Arregui y Jesús Miguel Longa Peña; y el nombramiento de un miembro suplente, Guillermo López Vivanco. Queremos conformar un Consejo que represente a todas las “voces” que forman parte del IMQ, una circunstancia que ahora mismo no se da de ninguna manera.

19. ¿Mantendrían a la actual presidenta? ¿o tienen pensado ya otro nombre?

Apoyaremos siempre al Presidente, o en este caso Presidenta, que defienda y nos represente a TODOS. Mientras eso ocurra, no tenemos intención -ni tendría sentido- proponer otro.

20. ¿Existen ya compradores para el IMQ? ¿Quién?

Nuestro primer objetivo, que debería ser de TODOS, es lograr la liberalización de las acciones. Que cada accionista pueda disponer de su patrimonio y a un valor / precio de mercado. Una vez lo logremos, no tenemos dudas de que habrá muchos potenciales compradores.

21. ¿Son fondos oportunistas o financieros?

Como tantas otras cosas que se han dicho, no es cierta en absoluto, No se tendrán en consideración ofertas agresivas en precio que provengan de perfiles como el que indica.

22. Se dice que la PAI está buscando generar conflicto entre los accionistas, ¿es cierto?

Al contrario. Nuestro único objetivo es defender a TODOS los accionistas y seguir sumando adhesiones por el bien el IMQ.

Es cierto que ha habido muchos rumores y ruido, pero precisamente han sido aquellos que han tenido siempre una visión inmovilista y alejada de los intereses de los accionistas, los verdaderos propietarios, quien han querido confundir y confrontar a los accionistas. Confiamos en que poco a poco desaparezcan del IMQ.

23. La PAI ha impulsado alguna acción además de pedir la liberalización de acciones, ¿cuál?

Hemos pedido, entre otras medidas, que en el contexto del COVID-19 se atienda la situación de los médicos que no han podido pasar consulta y facturar.

Es un ejemplo más, al contrario de lo que se dice, de cómo la PAI defiende a TODOS y no busca únicamente la venta de acciones.

24. ¿Qué papel juegan los asesores que ha contratado la PAI?

Dada su experiencia y especialización, tanto en el ámbito financiero como legal, nos ayudan a avanzar más rápido y de una forma profesionalizada en la consecución de nuestros objetivos.

25. ¿Está la PAI en contra de otros colectivos de accionistas del IMQ? ¿Por qué?

Al contrario, perseguimos sumar y colaborar con todos. Ya lo hemos hecho, en algunas cuestiones como en la Junta, y seguiremos haciéndolo siempre que podamos.

26. ¿Existen otros casos similares como el IMQ que se hayan liberalizado las acciones y haya entrado otro accionista de referencia? ¿Qué resultados han tenido?

El IMQ es de los pocos casos en España de Grupos Hospitalarios que no ha reforzado su accionariado dando entrada a inversores o compañías que no sólo aporten capital sino también conocimiento e innovación. La experiencia demuestra que siempre se han producido mejoras sustanciales en la gestión de las compañías y en la atención a los pacientes.

27. ¿Es posible dar entrada a un accionista de referencia en el IMQ sin vender las acciones del grupo, solo de filiales?

No es posible dar entrada a un accionista de referencia en el IMQ mediante la venta de acciones de las filiales. El accionista de referencia requiere estar donde se toman las decisiones y esto se hace al nivel del IMQ. Tampoco hay potenciales interesados en entrar en filiales y pagar un precio que refleje el verdadero valor del IMQ. Además significaría perder obligatoriamente el control de la Compañía  de Seguros, que es donde se concentra el valor del IMQ.

28. ¿Se puede conseguir que el propio Grupo IMQ compre a los accionistas de Sociedad de Médicos sin que sea necesario que entre un accionista nuevo en el accionariado?

No. Por normativa legal, la Sociedad de Médicos, considerando las últimas cuentas disponibles del Grupo, solo podría comprar las acciones de un máximo de 30-35 accionistas.

Adicionalmente, dadas las limitaciones en reparto de dividendos recomendadas por el regulador a las aseguradoras ante la situación actual, cualquier movimiento de caja hacia la Sociedad de Médicos estaría fuertemente cuestionado.

29. Dada la situación del COVID-19, ¿tiene sentido esperar un tiempo a liberalizar las acciones o es momento de actuar ya?

Cuanto antes se pueda estudiar y abordar la operación, mejor. No sólo se trata de vender -para aquellos accionistas que quieran- sino de dar entrada a un accionista que aporte valor e innovación. No podemos estancarnos y seguir en el pasado, debemos mejorar las condiciones de nuestros trabajadores, médicos, pacientes, proveedores y del conjunto de la sociedad vasca. Ese es el objetivo último de nuestras reivindicaciones.

30. ¿Para cuándo se podría producir la liberalización de las acciones? ¿Y la venta, para quien quiera, de las mismas?

Lo importante es que cuantos más accionistas se sumen a la PAI mejor. Con ello, lograremos dar un mensaje de mayor fuerza y unidad, y proponer y aprobar los cambios que sean necesarios con mayor celeridad.